Cuando los comentaristas deportivos se suben al “tren del mame” de la política

   Manu Basile    24 Ene 2018


 
 
A escasos meses de unas disputadas e importantísimas elecciones presidenciales en México, estamos presenciando un fenómeno que en procesos pasados no se había presentado: la politización de personajes que, hasta hace relativamente poco, se habían mantenido al margen de la política.
 
Quizás los dos casos más notables son, en un principio, la leyenda del periodismo deportivo, José Ramón Fernández, quién desde hace años no ha ocultado su simpatía por el candidato de izquierda Andrés Manuel López Obrador.
 
“Joserra”, quién a finales de 2016 ya había señalado en entrevista con Jorge “El Burro” Van Rankin que López había ganado en 2006 “pero le robaron los votos”, volvió a señalar en entrevista, ahora con la conductora Adela Micha, que el tabasqueño no es “Chávez ni Maduro”, y que iba a votar por él, así como haría otro conocido personaje, Víctor Trujillo, “Brozo”.
 
Otro personaje que se pronunció a favor del tres veces candidato a la presidencia es Roberto Gómez Junco, quien en su cuenta de Twitter respondió que “su gallo” era AMLO. El caso del ex futbolista y analista regiomontano es muy particular, ya que a diferencia de Joserra, sus simpatías por causas de izquierda han sido tales que incluso se ha rumorado la posibilidad de que contendiera por una diputación.
 
Pero no solo de apoyos vive el hombre y el de Tabasco también tiene sus detractores. El más vociferante de ellos, al menos en redes sociales, es Arturo “El Rudo” Rivera, narrador de lucha libre y otros deportes, quién en múltiples ocasiones se ha referido en términos vulgares a dicho candidato y a sus hijos.
 
No cabe duda que, en la culminación de un largo proceso político, todo el mundo pierde un poco la cabeza... hasta los comentaristas deportivos.